La educación es fundamental para consolidar el compromiso y sentimiento de pertenencia entre la cooperativa y sus socios.

Muy consciente de esta realidad, hemos trazado una clara línea de  acción tendiente a materializar y profundizar ese vínculo.

Nos conformamos para cumplir con uno de los principios fundamentales cooperativos: el de educación y capacitación de nuestros socios y comunidad, contribuyendo al desarrollo del proceso cooperativo permanente.

Es por eso que, dándole contenido a esa expresión y demostrando el real compromiso de transcender la mera manifestación de un deseo, proponemos diferentes actividades que permiten construir una cultura de participación y solidaridad basada en la práctica enseñanza-aprendizaje.

 

Chicos